En enero salió de una de las cartas anuales más esperadas de muchos value investors, la carta anual de Terry Smith, CEO y CIO de Fundsmith. Terry es uno de los inversores value más destacados en Europa, con uno de los track records más destacados en Reino Unido, batiendo al índice de referencia. Si quieres conocer más sobre Terry y el trabajo de Fundsmith, te recomiendo su owner’s manual. Nuevamente, empiezo con el track record:

En este post encontrarás algunos párrafos muy interesantes sobre la carta anual 2020. Al final del post dejaré el link hacia la carta completa.

Sobre las empresas tecnológicas que tienen en cartera

¿Qué tienen en común las siguientes compañías? ¿Amadeus, Automatic Data Processing, Facebook, Intuit, Microsoft, PayPal, Sage y Visa? Todas pertenecen a nuestro Fondo y todas están etiquetados como empresas de tecnología. Sin embargo, abarcan los sistemas de reserva de aerolíneas; procesamiento de nóminas; redes sociales, publicidad y comunicaciones digitales; software contable y fiscal; sistemas operativos, informática distribuida (la “nube”), herramientas de desarrollo de software, aplicaciones comerciales y videojuegos; y procesamiento de pagos. Sugeriría que los drivers seculares de estas empresas tienen algunas diferencias claras y que sus perspectivas no se rigen por un solo factor: la tecnología. Esta etiqueta de talla única no ayuda mucho a evaluarlos.

Sobre los activos intangibles

Los principales activos de las empresas en las que buscamos invertir suelen ser intangibles. Algunos ejemplos de activos intangibles son marcas, derechos de autor, patentes, conocimientos técnicos, bases instaladas de equipos que requieren servicio y mantenimiento y, por lo tanto, producen clientes que están “atrapados” en el proveedor, sistemas de software que son críticos para una empresa o persona, etc. —los llamados efectos red—. Se diferencian de los activos tangibles como bienes raíces, maquinaria y equipo y vehículos.

El retorno de los activos intangibles es mayor, ya que en su mayoría deben financiarse con capital, no con deuda, y obtener una rentabilidad adecuada. Los prestamistas parecen anhelar la seguridad, a menudo falsa, de prestar con una garantía tangible. Los activos intangibles también pueden durar indefinidamente si se mantienen bien mediante la publicidad, el marketing, la innovación y el desarrollo de productos, y la duración de un activo es un factor importante para determinar sus rendimientos reales.

* * *

Descarga la carta completa